Beneficios de las siestas en bebés y niños pequeños

¿Sabías que, en los primeros años de vida, los niños necesitan dormir más de la mitad de lo que dura un día? Pues sí, pueden dormir más de 12 horas en esos primeros 3 a 4 años, y las siestas serán un gran complemento del día, sin que les afecte el sueño nocturno. 

A medida que van creciendo, disminuyen las horas de sueño necesarias y entre los 4 meses y el primer año toman dos o tres siestas al día: una por la mañana, otra por la tarde, y para esos días que no descansan bien en las primeras dos siestas, la tercera siesta le proporcionara un pequeño descanso para lograr llegar lo suficientemente descansado para su rutina de la noche. En esta etapa, el horario más recomendable para estos descansos diurnos es de 9 a 10 y de 12 a 14. La última siesta del día debería hacerse antes de las 18. Entre el año y medio hasta los cinco años, ya sólo necesitan tomar una siesta en horas de la tarde.

 

Los beneficios de dormir la siesta

Cada niño es diferente, por lo que su demanda de sueño también lo es. A pesar de esto, las siestas son de suma importancia porque el sueño diurno influye en el sueño nocturno, y viceversa. Cuando el niño no descansa lo suficiente durante el día, las noches serán igual de insuficientes o pocas cualitativas. Protegerles el descanso durante el día le da múltiples ventajas para su desarrollo.

Estos son los principales beneficios de la siesta:

  • Ayuda a recuperar la energía mental y física, y lo hace despertar de buen humor.
  • Favorece el aprendizaje, ya que la etapa de crecimiento puede resultar bastante agotadora. Estar descansados les impulsará a concentrarse y a absorber lo que ve, siente, huele, y escucha a su alrededor.  
  • Sirve como antesala al sueño nocturno, ya que el niño llega relajado a su hora de dormir, haciendo que tenga un sueño más consolidado, con menos despertares y/o desvelos.
  • Reduce la hiperactividad y la irritabilidad en los niños, y la necesidad de estar distraído o acompañado en todo momento, motivándoles a distraerse o a jugar por sí mismo. 
  • Consolida la memoria declarativa del bebé, esto quiere decir que el niño retenga lo aprendido.

Las siestas diarias tienen grandes beneficios y, por ello, debemos incluirlas en la rutina de los niños. Sin embargo, hay que vigilar que se haga en los horarios correctos según su edad, dándoles el ambiente ideal de descanso al momento de tomarlas.

 

¿Cómo establecer las siestas y cuánto deberá dormir mi bebé? 

Las rutinas que se realizan para dormir por la noche pueden ser una orientación para que repliques lo mismo para sus siestas. Puede ser mucho mas corta que la de la noche, pero que igualmente lleve al niño a relajarse, además de ir visualizando y comprendiendo los pasos que le indican que llega su momento de descansar.

Por otro lado, el ambiente adecuado después del primer o segundo mes es que duerma alguna siesta en un lugar plano y sin movimiento, a oscuras o con muy poca luz y con una temperatura fresca. Lo ideal es que la duerma en ese mismo lugar seguro donde suele pasar la noche. Eso le ira facilitando que duerma mejores siestas y esté a gusto como lo está por la noche. Después del quinto o sexto mes, es recomendable que la mayor parte de sus siestas, especialmente las dos primeras del día, las haga en su cuna siempre que se pueda. 

La duración de las siestas puede variar desde los 30 minutos a 2 horas, en esos primeros 4 meses vida, unas veces menos tiempo y en otros momentos dormirán algo más. Hasta los 5 o 6 meses las siestas no mantendrán una duración predecible, pero después de esta edad, el patrón de las siestas estará entre 1 a 2 horas cada una.  

Dormir siestas siempre será favorable hasta el día que se vea que las noches comienzan a acortarse o a ser interrumpidas. ¡Un buen descanso siempre conlleva a dormir más y mejor, así que a proteger esas siestas!

 

Gabriela García es consultora de sueño en Duerme Sonriendo. Su misión es apoyar, guiar y educar a familias en el establecimiento de hábitos saludables de sueño en niñ@s desde 0 a 6 años.

Conoce mas sobre su trabajo a través de:

Web: www.duermesonriendo.com  | Instagram: @duermesonriendo
Mail: gabriela@duermesonriendo.com  | Teléfono: +(34)600460526

Pin It on Pinterest

Share This